No es la primera vez que se crea un vehículo específico para una película. Con anterioridad, ya se ha podido disfrutar de numerosas ocasiones en las que se da esta relación entre la gran pantalla y el mundo del motor. Mercedes no ha dejado pasar la oportunidad y mejora la fórmula que utilizó Jeep para Batman Vs Superman (2016) donde mostraron su último modelo, Renegade, como publicidad del mismo. Mercedes ha propuesto a dos increíbles amos de la carretera: la nueva versión del E-Class Cabriolet 2018 y el Vision AMG GT.

Mercedes-Benz E-Class Cabriolet 2018: Potencia y clase

Esta nueva versión del Mercedes-Benz E-Class que vio la luz el pasado junio ya estaba siendo usado para el rodaje de Justice League (2017). Con un motor biturbo V6 de 3.0 litros y 329 CV hará las delicias de muchos conductores amantes de la elegancia y eficiencia de los E-Class de Mercedes. Este modelo mantendrá su diseño estético y purista típico del canon Mercedes.

Para la filmación del largometraje se utilizó un prototipo exclusivo diseñado para el uso y deleite de la actriz Gal Gadot que interpretará a Wonder Woman en la cinta. Un coche a la altura de la Mujer Maravilla, elegante, práctico, rápido y poderoso.

Mercedes-Benz Vision AMG GT: De la pequeña a la gran pantalla

Pero la casa de la estrella no cesó ahí su aportación a la película. El videojuego Gran Turismo 6 solicitó como celebración de su 15º aniversario la creación de un coche exclusivo para dicho videojuego a todas aquellas marcas que así lo deseasen. Mercedes creó el Mercedes-Benz Vision AMG GT.

El diseño exterior aporta una visión de agilidad, elegancia y futurismo hasta ahora inédita. Un poderoso motor AMG V8 biturbo proporciona una interacción inmediata al mínimo contacto con el acelerador. Una rápida respuesta para un motor con 585CV de potencia con cambio deportivo de siete velocidades.

Este coche fue diseñado para un videojuego, de ahí que el sonido sea un elemento especial del mismo. Se trabajó con especialistas para que el aullido del motor despierte la emoción de todo aquel que lo escuche rugir. Un coche a la altura de unos pocos. Pero todo es posible cuando se trata del coche que lucirá el excéntrico multimillonario Bruce Wayne, interpretado por Ben Affleck.

Al no ser un vehículo funcional, Mercedes tuvo que emplearse a fondo en la creación de un prototipo que sí lo fuera y en el que el actor que dará vida a Batman se sintiese cómodo. El habitáculo es único y exclusivo, ya que se ha diseñado por y para el rodaje del filme.

Mercedes aprovecha para mostrar su potencial en la gran pantalla aportando dos grandes bestias de la carretera. El Vision AMG GT solamente se puede disfrutar en los videojuegos de Gran Turismo 6 (2013) y Gran Turismo Sport (2017) mientras que el E-Class Cabriolet llegará al asfalto a finales de este año.

 

Darío Ruiz